Crítica: Nace una estrella

Bradley Cooper, vuelve a la pantalla grande, con una gran y clásica historia. La yapa es que viene acompañado con su coprotagonista Stefani Germanotta, o como la conocerán todos, Lady Gaga.
Con su debut protagónico en la película (Aunque hizo una participación pequeña en la película de Robert Rodriguez “Sin City”, y fué protagonista en la Serie American Horror Story: Hotel y Roanoke) nos lleva a la historia de Ally, donde de día trabaja en un lugar que no es para ella, pero de noche, canta en un bar, haciendo lo que le apasiona.

Allí inesperadamente conoce a Jack, un cantante famoso en decadencia y alcohólico, que al verla y escucharla, quedó maravillado por ella y su canto. Entonces, decide llevarla al estrellato.
Es interesante los nuevos descubrimientos que se plasman este proyecto.
En primer lugar, Cooper debuta como director de esta película, involucradose también en el guion y la producción. Por segundo, es la tercera adaptación de Nace una Estrella. La primera película se hizo en 1937, y su segunda adaptación con Barbara Streisand como protagonista en el año 1976 (ambas fueron un éxito).
Por tercer lugar, ya antes mencionado, Lady Gaga debuta en la gran pantalla con un buen rol, con muy buenas criticas y ovaciones en los Festivales de Venecia y San Sebastian.
Y por cuarto lugar, la música, que fue escrita para esta película mayormente por Gaga y Cooper, se grabó únicamente en vivo, para una mayor interacción en la actuación.

Con una semana de diferencia, se estrena este jueves en todos los cines argentinos una muy buena película, con una gran actuación e historia y, la gran cantidad de temas originales, muy variado entre el Country, Rock y Pop. Me paso de salir y buscar los temas para escucharlos nuevamente.
Muy recomendable de ver y escuchar el film en el cine, por lo visual, y por el sonido para apreciar la banda sonora.
¿Se vendrá algún Oscar para esta película?

Calificación 9/10

Fernando Benítez

Anuncios

Deja un comentario