Análisis: Spike Volleyball para PS4

La simulación de deportes ocupa un buen espacio en el catálogo de videojuegos en consolas, obviamente estando presente deportes muy populares como lo son el fútbol, Básquet, Tennis, entre otros. Hemos tenido una buena cantidad de títulos relacionados con el Volleyball, como el Volleyball de la NES, Super Volleyball, Kings Of The Beach, entre otros; aunque la realidad nunca tuvimos un juego de simulación real en esta nueva generación. Spike Volleyball es el juego de simulación que le hacía falta a las consolas, y también resulta un producto muy bien logrado que brinda partidas sumamente entretenidas.

Spike Volleyball es un simulador deportivo de voleibol en interior que permite a los jugadores ponerse al mando de 50 selecciones nacionales, femeninas y masculinas, en una propuesta que recrea fielmente todos los elementos de la disciplina: velocidad, reflejos y cooperación. El título se desarrolla a través de distintos modos de juego , que van desde los torneos, partidos amistosos, y los modos de juego online.

Jugabilidad:

Puede que en un principio la cosa no resulte muy sencilla, así que es necesario ir desde un principio con el tutorial que el juego nos presenta. Desde ese momento comienza una guía en cuanto a la selección de equipos, jugadores y detalles técnicos de cada uno. Luego de eso arranca el partido y hay que estar bien atento a las funcionalidades que tiene. En términos de formación y forma de juego, es la reglamentaria a la disciplina, por lo que el jugador debe tener un control de todo el equipo. El sistema tiene una modalidad intuitiva a la hora de la recepción de los balones, luego de ello, el jugador tiene la libertad de manejo y control sobre el equipo. En cuanto a su manejo en PS4, la recepción del balón se realiza con el botón x, luego apareciendo en pantalla las teclas que debes utilizar para pasar la pelota al jugador que prefieras, teniendo las opciones luego de realizar lanzamientos con distintas potencias. Las variables son muchas, por eso requiere un poco de práctica, pero luego de un rato el juego se hace entretenido, hasta un poco adictivo.

En cuanto al torneo principal, tenemos la posibilidad de elegir entre el campeonato de naciones (con 12 equipos), el torneo mundial (Con 24 equipo), y las copas y ligas internacionales (con 12 equipos cada una). Puedes elegir en cada uno de los modos con los equipos femeninos y masculinos, los partidos pueden configurarse en cuanto a la cantidad de victorias por set, además de la cantidad de puntos en cada set, aunque siempre arrancaremos de la forma reglamentaria. También existe la configuración de dificultad, que se divide en tres opciones que va desde fácil, normal y difícil. En términos de jugabilidad, el gameplay está muy bien logrado, al igual que la composición de los jugadores y los escenarios, aunque puede que en las repeticiones haya cierta falta de sincronización de las animaciones con el balón, pero que por suerte no afecta su jugabilidad. También el juego tiene la opción de multijugador que puede llevarse a cabo tanto en modo local como en su forma online.

Apartado Técnico:

El juego tiene un apartado visual muy bien logrado, que si bien existen otros juegos de deportes con un apartado mucho más trabajado, hay que decir que no se ve nada mal. Existe una perfecta conjunción entre el diseño de los jugadores y los escenarios, que aunque está hecho para verse de una forma realista, no escapa de tener un colorido diseño artístico, sobre todo en el escenario de juego. Utilizando el motor gráfico Unreal Engine, el juego corre muy bien, manteniendo una jugabilidad dinámica en cada partido, y puede que la complejidad esté más asociada a sus controles. La música es armoniosa y se acopla perfectamente al apartado visual y a la dinámica del juego.

En cuanto al idioma del juego, está la posibilidad de que el menú y tableros estén en español, pero como detalle a destacar, el relato del juego se encuentra en inglés, tampoco contienen subtitulos.

Duración:

Casi no hay limitación en cuanto a la cantidad de horas de juego, aunque para ampliar la experiencia tenemos los modos de torneos y carrera, que aunque sean modalidades relativamente cortas, tienes varias opciones para aumentar las horas del juego. La opción de multijugador amplía la utilidad del juego en cuanto al tiempo, que mantiene partidas cortas y ágiles, algo que caracteriza a los simuladores de deporte.

Conclusión:

Spike Volleyball es un juego de simulación de un deporte complejo para llevar a un videojuego, pero que han logrado brindar una experiencia precisa y entretenida. La variedad de modos de juego y las características de los equipos, hacen de este título un producto muy completo, y un juego casi definitivo para los amantes del voleibol. Con un apartado visual notable, y una jugabilidad dinámica y entretenida, llega este título que se cuela como una buena opción entre los juegos de simulación de deportes actuales.

Lo mejor:

Su dinámica jugabilidad

La variedad de opciones de modos y equipos femeninos y masculinos

Su apartado visual

El multijugador

Lo peor:

Puede que su control resulte algo complejo

Existe una falta de sincronización entre las animaciones y el juego

Puede estar por debajo de otros títulos de deportes, pero en general está muy bien logrado

Calificación 8/10

Anuncios

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s